El desarrollo de un entorno web pasa por ser uno de los puntos esenciales para cualquier estrategia digital. Hoy en día ya no sirve con tener una simple página web, sino que hay una serie de parámetros que la rodean que pueden ser esenciales a la hora de conseguir buenos resultados en la red.

Como hemos mencionado en anteriores artículos del Blog de Aigen, uno de los puntos fundamentales es contar con un nombre de dominio adecuado. Nos ha sorprendido que en algunos casos empieza ya a extenderse el dominio .com.es en España como, en el caso de para parques de bolas, que se refiere a la temática de los parques infantiles.

Una vez tenemos definido el nombre necesitamos un diseño de web, que puede ir desde uno simple en html como este sobre información para quien quiera alquilar una casa rural en León, hasta esta otra mucho más elaborada sobre una Agencia SEM Madrid.

La clave está en lograr una identificación entre lo que nosotros ofrecemos y lo que el visitante busca, y para ello ha de tener claro cuál es nuestra empresa, marca o producto que ofrecemos en la red a través de nuestro nombre de dominio online.

 

Lo que conlleva la estructura externa

la estructura externa de una web está formada, fundamentalmente, por los enlaces que llegan a la misma. Par ello hemos de plantearnos una estrategia de SEO o posicionamiento web, mediante la cual conseguiremos que con un contenido adecuado, nos enlacen.

Lo positivo de que alguien tenga a bien enlazarnos se basa en dos factores:

  • Los buscadores entenderán que nuestra página sube en importancia
  • Las personas que vean los enlaces podrán hacer clic en ellos y llegar a nuestra web

Y es que una página con muchos enlaces puede generar muchas visitas si esos enlaces son de calidad.¿En qué se basa dicha calidad? En que quien nos enlaza sea alguien que tenga visitas y prestigio y que quien nos enlaza nos enlace generando un texto de anclaje que genere visitantes cualificados a nuestra web.

Estos visitantes cualificados serán la diferencia entre incrementar más o menos los beneficios obtenidos de nuestra presencia online y la base sobre la que se tiene que desarrollar un entorno web adecuado.

 

 

La importancia de las visitas cualificadas

Esos visitantes cualificados son aquellos que realizarán diferentes acciones en la web, desde hacer clic en los botones que nosotros deseamos hasta descargarse archivos o simplemente comprar los productos que poneos a su disposición en una tienda online.

No es lo mismo una persona que busque en Google organizar una boda en una finca de Madrid que alguien que busque simplemente Madrid. La diferencia es gran si tenemos una finca de bodas, porque quien acceda a esa web estará más cerca de convertirse en cliente que alguien que busque «Madrid».

En definitiva, plantear un entorno web adecuado puede suponer muchos beneficios, por lo que combinar estas acciones con unas redes sociales adecuadas (Facebook, Twitter, LinkedIn o Google+) ejercerá una atracción de visitantes a nuestras páginas que debemos aprovechar.

Si somos capaces de generar enlaces, redes sociales y presencia a través de canales adecuados, conseguiremos avanzar hacia el beneficio online para nuestra experiencia en Internet.